Palabras, palabritas, palabrotas

A más de uno con ese título se acordó de esta canción:  (Una conocida turca se sorprendió de saber que existía una versión en español de esa canción. Yo estaba sorprendida de que la hubiera en turco, y bien que la cantó.)

Yo confieso, ante vosotros hermanos y no hermanos, que a mí me gustan las palabras, me las como todo los días, las veo crecer, las acaricio y a veces las hago trizas. A mí me gustan las palabras, me hacen sentir humana y terrestre: limitada. Habrán cosas que solo podré decirlas en español, el inglés me sigue pareciendo algo meramente utilitario y no una lengua para amar, por ejemplo. Algunas palabras son dulces, otras son fuertes, otras contienen en ese sonido la profundidad de su sentido. Otras crean, otras destruyen y todas tienen esa doble cara a lo dios Jano. La gente se las apropia, las crea conforme aparecen nuevas cosas que deban ser nombradas y se sienten con derecho a eliminarlas o al menos intentarlo al censurarlas. Como si pudieran.

Palabras que adoramos censurar son las mal llamadas “malas palabras” y no sé bien todavía por qué son malas. ¿Es, acaso, porque no fueron a la escuela, porque inhalaron cocaína hasta morir, porque no confesaron sus pecados, porque les importó un bledo la autoridad, porque no recuerdan, sin remedio, lo molesto que puede ser esto de llevar la humanidad a cuestas?

Pues la verdad no sé, pero irritan y así se publican noticias como estas que me saludan en el desayuno de un simple té en agua hirviendo: una presentadora de televisión dice una mala palabra y pues la población entera se polariza en si está bien (en una posición de aquién le importa) y la otra que no solo está mal, está pésimo, y exigimos su cabeza.  Si tiene curiosidad y ánimos para leer una pésima nota periodística (pues eso de que el periodismo debía ser objetivo e informar por aquí no llegó), adelante, este es el enlace.

A mí, la verdad, me tiene sin cuidado qué diga una presentadora en un programa de este tipo. Ahora bien, entiendo perfectamente que el contexto determina muchas cosas (todo) y pues, sí uno no puede decir malas palabras en un espacio televisivo, asumo que en un horario donde los niños podrán escucharlas como también las escucharán de la boca de sus padres luego de la borrachera del 31 de diciembre.

Pero lo que me irrita es que la gente arme un lío por esto. Yo lo que pienso es… ¿no hay asuntos más importantes de qué ocuparse? Los casos de corrupción están ahí, millones de colones se han desperdiciado en chorizos y cochinadas mal hechas durante esta gestión presidencial. Las tarifas de los servicios públicos suben, somos un país con reputación de putas y drogas (no se me olvida la primera vez que vi a dos indigentes desesperados, enciendiendo la pipa en media calle y no se me olvida la mirada de esa chica, mucho más joven que yo, a la entrada de ese hotel (burdel) ), las elecciones se acercan, los impuestos no los veo reflejados en casi nada, la desigualdad social se acrecienta, la educación pública está en crisis (como casi todo en todas partes), no se aplican ni siquiera los abortos terapéuticos y ya tenemos mujeres muertas para empezar la cuenta de femicidios este año… Y la gente casi que está dispuesta a derramar ríos de tinta por una mala palabra salida al calor del momento. No seamos más papistas que el papa y ocupémosnos de temas y asuntos realmente importantes, trascendentales y no tan leves, pues esto ni nos hará mejores humanos ni nos quitará el respiro de al día siguiente. Ciertamente, se olvidará, como se olvida todo (lo banal y lo importante) y lo perdonaremos de antemano (para que las injusticias encuentren su justificación, su espacio y su perdón).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s